Skitergia

Parametrizando el mundo



Category Archives: Emprender

Telemadrid: ante la adversidad…emprende!!!

by Skiter on 21 enero, 2013

Como siempre, será casualidad, o mera coincidencia, pero un artí­culo de mi amiga Alena KH me ha incitado a escribir sobre un tema que lleva una semana dándome vueltas por la cabeza.

Marcha-motera-ERE-Telemadrid

Hace pocos dí­as quedé con una amiga a comer, a modo de despedida. Tenia que volverse a su tierra, a vivir de sus padres de nuevo, tras no haber encontrado trabajo después de estar un par de años en Telemadrid, con varios contratos en diferentes niveles de becaria en los cuales me pierdo. Morir o perder la vida. Irse de la capital, donde (se supone) que están las mejores oportunidades para su gremio, o emigrar de vuelta y reducir el gasto a los mí­nimos indispensables para la “supravivencia” (lo de “super” siempre me ha resultado insultantemente paradógico).

Según parece, y hablo a ojo porque hace mucho que no veo la tele ni para enterarme de las noticias, de una plantilla total de unas 1200 personas que habí­a en Telemadrid, han echado a cerca de 800, de los cuales ninguno o casi ninguno es directivo. Dejando la plantilla en unas 500 personas para hacer lo que antes hací­an 1200.

A parte de las cuestiones morales que plantea esto (hací­an falta tantos antes?? si hací­an falta, quien va a hacer ahora su trabajo? Despedir para subcontratar??), tenemos 800 personas en el paro. Y me da igual que las cifras que menciono sean inexactas, en cualquier caso siguen siendo muchí­simos profesionales que van a incrementar las listas del paro, InfoJobs y otros tantos medios de búsqueda de nuevo empleo. La pregunta es: son todos unos completos inútiles que merecí­an su despido?? No me lo creo.

A la fuerza (por ley estadí­stica) tiene que haber muchí­simos buenos profesionales en ese saco. Redactores, montadores, cámaras  periodistas, técnicos de sonido, electricistas…de todo!!! El “Madrileños por el mundo” no se hacia solo (por poner un ejemplo). Alguien tenia que transformar la idea en un producto tan bien montado, hacer llamadas de teléfono  contratar aviones, redactar el guión, grabar y montar el ví­deo  emitirlo…un compendio de piezas, mejor o peor engranadas, pero que producí­an algo.

He visto empresas nacer con plantillas de 1’5 personas, capitales sociales en números rojos e indices de facturación neta anual tan redondos que se podrí­an usar como molde para hacer rosquillas. Y aun así­ salen adelante y sobreviven, y algunos hasta triunfan!!! (si, no definamos ahora el concepto de “triunfo”, que no acabamos).

telemadrid1

Ahora, por qué no se asocian los despedidos de Telemadrid y montan una cooperativa entre todos?? En el caso de que la propia Telemadrid subcontratase el trabajo que ellos hací­an antes, podrí­an al menos optar a conseguir el contrato (y por descontado que vivirí­an mejor, con sus propias reglas, siendo sus propios jefes). Si se asocian los agricultores para comprar un molino de aceituna y vender el aceite conjuntamente, por que no lo van a hacer los periodistas??

Mi suposición como respuesta es sencilla: vagancia. O como dicen en Intersexciones: egoí­smo. Montar una empresa cuesta esfuerzo, responsabilidad, riesgo, coordinación, y claro…para eso hay que trabajar, y cuesta esfuerzo. Es mucho más cómodo, y egoí­sta  ir a trabajar todos los dí­as, protestar gratuitamente en el dí­a a dí­a y recibir la nómina a fin de mes. Si un dí­a no das palo al agua, no pasa nada. En cambio, cuando montas tu propia empresa, cada minuto de cada dí­a se queda corto para conseguir esa “seguridad” con la que volver  casa por las noches y poder decir “hoy ha sido un gran dí­a”, con una cerveza en la mano.

Ojo, no se me equivoquen y me lapiden (aún). No estoy diciendo que el ERE de Telemadrid haya sido justo ni merecido. Tampoco que los trabajadores despedidos sean unos vagos. Es una auténtica tragedia que haya ocurrido en una cadena pública. Encima se han quedado con más capitanes que remeros y, pagado con fondos públicos (que manda huevos), hay 800 personas cualificadas en la calle. Por mucho menos, en cualquier empresa privada que rinda, hay jefes y directivos que van a la calle antes que empleados (que si el desaguisado es muy grande, lamentable y habitualmente también pagan el pato, por ser recursos antes que personas).

Pero es mas fácil el “que alguien haga algo” que el hacerlo uno mismo. O en su versión laboral, el “que alguien me de un trabajo“, que sacarse uno mismo las castañas del fuego.

 

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Tras la estela de Miquel Silvestre

by Skiter on 11 agosto, 2012

Ya os he hablado de Miquel Silvestre en el ultimo CreativeDienstags&Co, donde era uno de los protagonistas de la foto de Domingo Ortego. Es un tio que está haciendo historia (que se la está haciendo. Recorriendosela. Literalmente vamos), y gracias a las redes sociales, nos está llevando con él a los milypiconosecuantos seguidores de su Faebook, youtube, su blog, etc…

 

[caption id="" align="aligncenter" width="576"] En alguna pista perdida (Foto: Domingo Ortego)[/caption]

 

Seguidores. Primera palabra importante del post. Porque, ¿por qué seguimos a Miquel? Cada uno tendrá sus razones. A mi sencillamente me gustan sus videos y sus relatos, y con ellos consigo soñar un poquito mientras no me puedo permitir rodar por ahi fuera. Pero, ¿y a los demás? ¿¿Que lleva a la gente a comentar en su muro de Facebook, a darle al like a todo lo que dice, a no perderse un detalle e intentar ver y leer todo lo que escribe o publica?? Obviamente, como yo habrá muchos, la mayoria.

Pienso que la cosa se ha ido un poco de madre con la muerte de un amigo de Miquel, motero tambien (que por respeto, ni lo menciono, porque no me corresponde). Los que vamos en moto siempre lamentamos oir estas noticias. Miquel, y todos aquellos que lo conocian bien y lo apreciaban, tienen pleno derecho a hacer, decir y organizar lo que quieran para rendirle honores. Pero, ¿y el resto? Porque de todos los que le dan al “I Like”, y los que comentan en los post de Miquel, sopecho que no todoso conocerí­an de antes al homenajeado. Ni siquiera cuando hacia las pegatinas de Miquel se habrian fijado, seguramente. Pero ahora todos se vuelcan, todos le rememoran, todos se aunan…porque Miquel lo dice y lo difunde (él si. Era su amigo, es lógico). Pero eso, aún dentro de estas relacciones artificiales, de estas amistades electrónicas, me parece una falta de respeto por parte de todo aquel que no le corresponda.

 

[caption id="" align="aligncenter" width="576"] Homeajeando a sus amigos (Foto: Miquel Silvestre)[/caption]

 

Recuerdo el post que el mismo Miquel escribia, hablando de mandar a la mierda todos los patrocinios. De dejar de vivir su aventura personal como un vendedor de la teletienda y volver a sus origenes. Sobre todo personalmente, no de cara a la galeria “facebookiana”. Y me pareció muy bien, aunque pudiera suponer dejar de saber de el. Porque “esto del internes” puede llegar a absorverle a uno. Como una droga.

Y confieso que he estado muy cerca de ser una victima mas. Incluso probablemente me haya llegado a intoxicar en algun momento. Porque reconozco que cuando Miquel terminó su REO (Ruta de los Exploradores Olvidados), y dijo que iba a mandar a todos a la mierda (a los patrocinadores) y a publicar el mismo, intenté asaltarle cual vampiro al cuello para ver si querria publicar con nosotros. Necesitaba que el í­dolo quisiera trabajar conmigo, para beneficiarme empresarialmente de de su tirón, para poder “vender” que el gran Miquel Silvestre tenia un libro en nuestro catálogo. Me pasó lo mismo con Fabian C.Barrio antes (¿en plena intoxicacion? puede ser) y casi me ocurre con Gonzalo Posada tras terminar el Realiza Tu Aventura.

[caption id="" align="aligncenter" width="576"] Extracto de su resolución tras la REO[/caption]

 

Es casualidad, predestinacion o predisposicion que justo estemos poniendo en marcha un proyecto relaccionado con las rutas, excursiones y otros esperpentos. Nada que ver con lo que hacen Miquel, Fabian y compañia. O puede que quizas si algo. El tiempo dirá. Pero en cualquier caso, eso no justifica el asalto (segunda palabra importante del post). Porque además, asaltar a alguien tiene que merecer la pena, al menos para una de las dos partes, si no mejor para ambas, y no estoy seguro de que esto pudiera ocurrir con ellos. Al menos por ahora. No porque los libros de Miquel, Fabian, o el resto sean mejores o peores, que aún no lo se porque no me los he podido leer (estoy esprando con ansia que me llegue mi Europa LowCost, sacar un rato para ir a buscar Un Millon de piedras, o que llegue ya Septiembre para recibir el Sali a Dar una Vuelta), sino mas bien porque no estoy seguro de que los procesos de promoción editorial habituales (notas de prensa, presentaciones, eventos, etc…) vayan muy con nuestro estilo. Y esta aventura de emprender se trataba justo de ser nosotros mismos, con nuestras reglas y nuestra forma de hacer las cosas, sin ceñirnos a las normas preestablecidas “ahi fuera”.

Obviamente, no les cierro las puertas. Si ellos quieren que se acerquen a preguntar, y si nuestra linea y objetivos les convencen y los creen comunes, veremos que podemos hacer juntos. Pero creo que es importante apelar a la sensatez (tercera palabra importante) y bajarse un poco del carro de las groupies tras el rockero (el que toque). Aunque hacerlo sea, un poco paradógicamente, seguir el propio ejemplo de Miquel al terminar su REO.

 

[caption id="" align="aligncenter" width="576"] Volvamos a los orí­genes (Foto: Skiter)[/caption]

Nota: supongo que esto, para hacer publicidad, deberia haber ido en el blog de la empresa. Pero no me da la gana.

Conceptos básicos: facturación, beneficios e IVA

by Skiter on 13 abril, 2012

Ayer Skitergia registró record del año de visitas, que han venido aumentando desde el dí­a 2 (lunes) exponencialmente, como pasa todos los trimestres. La razón es que tengo un post escrito hablando de los nuevos tramos del IRPF y cada trimestre pequeños empresarios, nuevos startupers, y autónomos se vuelven locos haciendo la declaración del iva.

Nosotros ayer también estuvimos de cuentas y facturas en la empresa, y surgió el tema de la diferencia entre facturación y beneficios. Algo aparentemente trivial, pero que muchos confunden y que al final, a muchos también les da problemas cuando hay que pagar el IVA.

Ahora mismo podrí­a deciros que el volumen de facturación de mi empresa se ha incrementado hasta el 170% en el primer trimestre del año, que en los últimos 3 años hemos conseguido un aumento de los beneficios del 45% y que además por fin rendimos con balance positivo.

¿Como os quedáis?? Me veis ya con el BMW en la puerta y pensando en el color del yate, ¿a que si?

Pues nada más lejos de la realidad, os lo aseguro. Las cifras porcentuales si. El volumen neto (en euros) no os lo digo, que hay crisis. Pero con la información que os he dado, en realidad no os he dicho nada. No podéis saber si facturo unos miles de euros al mes,  unos cuantos de cientos de miles, o si quiera millones (juas!! iba a estar yo aquí­ escribiendo).

Estoy harto de ver startups que presentan balances a posibles inversores argumentando que han incrementado su facturación en un 250%. Esto quiere decir que si el año pasado cobraron a sus clientes 1Millon de euros, este año han cobrado ¿2’5 Millones…o 3’5? Aritmética básica, dependiendo de como lo quieras escribir y como lo vayan a leer. Un incremento del 250% realmente deberí­a significar que facturas lo mismo que el año pasado, y además 2’5 veces más. Luego si facturaste 1 Millón, este año deberí­as haber facturado 3’5 (1 + 2’5). Probable, y habitualmente, se suelen referir es que este año cobraron 2’5 millones, 1’5 más que el año pasado, lo que es un incremento del 150% respecto al año pasado. Pero si tomamos la cifra actual,serí­a un incremento del 60% (1M de 2’5M es el 40% de 2’5).

Mola de cuantas maneras se puede decir lo mismo, según queramos pintarlo.

Pero, y ahora la cuestión importante, ¿¿cuanto de eso son beneficios?? En la ultima empresa en la que trabajé, eramos 12 personas para facturar unos 5M al año. Empezó la crisis y hubo que despedir a gente. Mas adelante a otros pocos. Y así­ hasta que nos quedamos sólo 5 para sacar la empresa adelante, eso si, incrementando la facturación hasta los 7 M de euros. ¿Como es posible? Menos gente, más facturación…debí­amos de ser unos genios. Nada más lejos de la realidad, pues tení­amos una gestión pésima de los proyectos, que aunque grandes (y caros), casi todos eran deficitarios en costes de puesta en marcha, horas de trabajo, y partes proporcionales en la aportación a los gastos mensuales fijos de la propia actividad de la empresa. Porque facturar más no implica necesariamente que se esté haciendo mejor.

Pero, supongamos que la gestión es medianamente aceptable, y podemos afirmar que hemos incrementado los beneficios en un 10%. ¿Netos o brutos? ¿sobre que base?. No es lo mismo decir que hemos incrementado los beneficios sobre la facturación total, que sobre los beneficios netos del año pasado. Podrí­amos haber facturado más del doble que el año pasado, y no obstante tener unos beneficios solo un mí­sero 10% mayores que anterior año (mala gestion = maldición), haber mantenido la facturación y haber mejorado el rendimiento monetario en un 10% (mejora de la eficiencia = un sueño), o incluso haber facturado menos y haber mejorado los beneficios (gestión sublime, eficiencia de Nobel = Mito). Si facturé 10 el año pasado y gané 1, y este año he facturado 20, pero he ganado 1’5 en lugar de 2…mal voy.

Pero (el tercero), ¿que pasa con el IVA?. Nuestro contable me comentaba que muchí­simos de sus clientes consideraban como beneficios los brutos obtenidos directamente de la facturación, sin tener el cuenta que lo correspondiente de IVA no es suyo, sino que es de la hacienda pública y van a tener que pagarlo. Muy pocos son previsores y guardan lo que deben para estar a bien con el fisco a final de año.

El IVA emitido (el que se cobra a los clientes) se suele compensar con el recibido (el que nos cobran por lo que compramos). De esta forma, las empresas que han mejorado son las que realmente terminan abonando un IVA no tan grande, por la compensación, pero pagando al fin. Las que “se mantienen” pueden seguir sobreviviendo con una liquidez real mí­nima, ya que no tienen que realizar grandes desembolsos en impuestos. Y las que gastan más de lo que ganan…no, hacienda casi nunca devuelve dinero…pero digamos que hace un poco la vista gorda hasta ver si te va mejor.

Asi que, ¿habeis sido previsores, gestionado bien vuestro negocio, o incluso ganado algo de dinerito extra?

Infografí­a: las huelgas en españa

by Skiter on 28 marzo, 2012

Una y sencilla infografí­a del diario 20m sobre las huelgas a lo largo de diferentes gobiernos en España.

El dato más objetivo es el del consumo energetico. Ayuda a saber cual es la tendencia de inflar cifras de los sindicatos, y de reducirlas por los gobernantes de turno.

Pero que cada cual saque sus propias conclusiones.

 

Rendimiento y rentabilidad, mi nueva obsesión.

by Skiter on 16 febrero, 2012

En un break mañanero, acabo de estar viendo el resumen de la tercera manga de la Volvo Ocean Race 2012. Con lo “poco” que me gusta el mar, me he quedado babeando delante de la pantalla.

 

Ultimamente ando muy perdido en mis objetivos de vida, y como consecuencia me he quedado pensando: y esa gente, cuando acaba la regata, ¿de que vive? Supongo que como muchos deportistas de élite, cuando acaba su carrera, dan clases, montan una escuela para enseñar de lo suyo, se hacen entrenadores personales, sacan una marca de “algo” para el sector o pasan a se documentaristas o directivos de alguna empresa o medio de comunicación.

Pero ¿y si no? Además,  ¿Empiezas sacandote el PER? ¿qué se estudia para terminar en un barco de la mas alta gama de la ingenieria naval? Porque esa es otra…los barcos. Al igual que la F1, son maquinas hechas a medida, casi a mano, con precisión milimetrica y rendimientos estudiados a la milésima. De todo menos baratos. Y mucho menos “vendibles” luego como productos recreativos (necesitas al menos 8-10 tios para manejar un Volvo Open 70, un pequeñin del 20 metros de eslora y casi 20 toneladas).

 

¿De donde sacan rentabilidad estas empresas que lo patrocinan? No me creo que sea por el mechandising. Son muchos sueldos de ingenieros, navegantes, productores, publicistas, organizadores, seguros y equipo para invertirlo en vender camisetas y posters. No lo veo…no lo veo!!

Ultimamente estoy centrando todos mis proyectos en mejorar la eficiencia diaria de mis clientes, invirtiendo un trabajo extra en analizar su operativa diaria antes de diseñar, para darle un valor añadido extra al producto que les voy a ofrecer.  Intentando que el valor añadido sea el rendimiento que le van a sacar a su actividad, mejorando asi la rentabilidad. A la baja, siempre, porque por lo general la idea es siempre conseguir hacer lo mismo, reduciendo costes, y no hacer más para ampliar ganancias. No está la situación como para intentarlo siquiera.

Y a mi me cuesta convencer a un cliente de que su web corporativa o su proyecto de software cuesta lo que cuesta, y siempre ando regateando y, por lo general, perdiendo yo dinero cuando los proyectos se me van de plazos rentables y horas. Pero esta gente se deja millones en un barco que despues…¿a un museo?

No lo se. Siento como que hay un abismo mental entre los que estamos aquí­Â abajo y los que están allí­Â arriba, sin termino medio y sin posibilidad de tender ningún puente para llegar a cruzarlo.

Muy frustrante. Muy frustrado.

¿Por qué una empresa tiene que crecer año a año? (guión)

by Skiter on 21 septiembre, 2011

En mi ultimo trabajo por cuenta ajena, tomando un café con el jefe le hice una pregunta que no supo contestarme: ¿Por qué una empresa tiene que crecer año a año?

Obviamente, si me dió una primera respuesta rápida “porque hay inversores“, dijo, pero le insté a pensarlo un poco más y responderme, porque a mi forma de ver los inversores poseen un % de la empresa, y por tanto se llevan dicho porcentaje de los beneficios cada año. No hay razón para incrementar dichos beneficios año a año, una vez recuperada la inversión inicial, ya que todos los años ganarán dinero si la empresa va bien.

Todo esto es una história mucho más larga y con muchos más argumentos a favor y en contra entre mi ex-jefe y yo, y sospecho que tendrá algo que ver con la historia del dinero [2][3][4][5]
El caso es que llevo tiempo queriendo relatar mi teoria sobre el (absurdo) crecimiento empresarial, desmedido y sin control y, por extensión, el panoráma económico. Tengo algunos bocetos hechos en mi pizarra a modo de storyboard, para montar un video animado, pero me gustarí­a comentarlo con vosotros y explicaroslo paso a paso por si en algún sitio me estoy dejando algo y estoy basando mi teoria de lo absurdo en principios equivocados.


Paso 1:Montemos una empresa:
Tengo una idea, monto mi empresa y necesito buscar inversores con los que tendré que repartir beneficios (y echo la cuenta tras 3 años).


Dertalles Paso 1 (1/2):
Tengo mi idea. La quiero montar como empresa, pero como no tengo dinero, le tengo que pedir dinero a unos inversores (o al banco). Con ese dinero, monto la empresa y de lo que facturo saldrian por un lado los gastos (costes de producto, empleados, infraestructuras, etc…) y unos beneficios limpios (tras gastos). En el ejercicio de mi actividad, tendré que pagar impuestos por dos partes: por parte de mis gastos (IVA, IRPF, IBI, etc..) y por parte de mis beneficios (35% antes de poder repartirlos).

Del resultado, de lo que queda, una parte infima será para mi, como iniciador de la idea de empresa, y una gran parte será para mis inversores (en la proporcion en la que hayan invertido, obviamente. Pero generalmente hace falta que inviertan mucho).





Detalles Paso 1 (2/2):
mismo esquema, pero pongamosle algunos numeros genéricos. La idea nos cuesta 0 (es gratis). Montar la empresa pongamos que cuesta 100 (no euros, un valor unitario). De esos 100 supongamos que yo pongo 20 de mis ahorros, y mis inversores/bancos ponen 80. Empezamos los negocios y resulta que la idea era buena y está bien implementada como para generar 150 (uds.) al año. Pongamos que de esos 150, 90 se nos van en todos los gastos (nóminas, materiales, comunicaciones, viajes, impuesto..etc) y que nos quedan 60. De esos 60 pagarí­amos algo más de un tercio (35%) de impuestos y, redondeando, nos quedarian unos 40 para repartir entre los inversores y yo. El la misma proporcion que invertimos (20%, 80%) redondeando yo tendria unos 8 y mis inversores 32 al año. Tras unos 3 años, habriamos recuperado la inversion inicial y realmente empezarí­amos a ganar dinero con la empresa.

Por tanto, tras los tres primeros años, las ganancias generadas por la empresa las embolsarí­amos completamente, puesto que ya habriamos recuperado lo invertido, y nuestras ganancias anuales serí­an más que aceptables.

Tras 6 años, habriamos 28 y 112. Tras 9 años 52 y 208. En poco menos de 10 años, casi habriamos triplicado nuestros activos. Además de esto, habriamos generado empleo, contribuido con nuestros impuestos y generado sustanciales ganancias para nuestros inversores.


Paso 2: Explicación del crecimiento:
Pero que es el crecimiento entonces???

Detalles Paso 2 (1/2): Segun lo explicado hasta aqui, tomando una referencia de 3 años que tardamos en generar la inversion inicial, los tres primeros años ganariamos más bien poco, pero tras recuperar la inversion, todos los años ganariamos lo mismo. Recordemos, un poco más de lo que invertimos, pero habiendolo recuperado, luego ganandolo extra cada año. El problema está cuando nuestros inversores nos dicen que quieren que crezcamos un 5% anual. Esto es que este año voy a ganar lo mismo que el año pasado, más un 5%. Y al año que viene tendre que ganar lo mismo que este año, más otro 5% (de lo de este año!!), y así­ sucesivamente. Obviamente, este modelo económico tiene la parte buena de que genera ganancias exponencialmente más altas cada año. Además, podriamos argumentar que si la empresa crece, también aumentarian los puestos de trabajo, el volumen de impuestos a la sociedad y el gasto en recursos, lo que genera un movimiento de mercados importante (si yo vendo más, mis proveedores tambien venden más, etc..).

Detalles Paso 2 (2/2): Todo esto está muy bien. Pero se nos olvida que si tenemos más gastos, también estamos consumiendo más como empresa. Y consumir más significa que, al final de una cadena mercantil muy larga de explicar, consumirí­amos fundamentalmente más materias primas, y más energí­a. Además, estarí­amos favoreciendo que pudieramos ser cada vez más y más gente, ya que estariamos generando nuevos puestos de trabajo. Más gente, consume también más recursos. Consumir más recursos implica aumentar su gestión, y esto probablemente, favorezca la creación de nuevas empresas, que a su vez, generarán empleo, impuestos,…y beneficios!! Un circulo vicioso que se retroalimenta a si mismo en una sola dirección posible: crecer.

La base de todo esto son recursos que, al ritmo de explotación que estamos expoliandolos, no van a ser infinitos. Y solo tenemos un problema: sólamente tenemos un planeta.

Donde empezó a ser entonces un problema el montar una empresa?? Cuando nos dejamos engañar para generar más beneficios cada año. Cuando nos dejamos engañar para Crecer, cuando en realidad con mantenernos podriamos vivir perfectamente.

Como veréis, tengo muchas lagunas y puntos cojos y divago demasiado. Por eso os pido ayuda. A ver si entre todos sacamos un guion chulo que la gente entienda bien :D

Si habeis llegado hasta aqui, gracias!!! :D

¿Merece la pena emprender, si facturas menos de 150.000 euros al año?

by Skiter on 15 septiembre, 2011

Ultimamente he leido mucho en twitter sobre el tema del fraude de autónomos y pequeños empresarios (no se si me habré perdido algún acontecimiento que lo haya convertido en Topic de la semana o que), y con la “tocada de huevos” que dió como resultado el post de ayer, no he podido reprimirme y echar algunas cuentas “a ojo”. El panorama es, cuanto menos, deprimente.

Empecemos por la ley del IRPF, esa que nos afecta a todos, empresarios, autónomos y trabajadores por cuenta ajena. Para quien no lo sepa, está dividida por tramos según el montante bruto que gana cada uno al año, bien sea con acciones, alquilando casas, trabajando para otros, vendiendo pipas en el parque, o todo junto si eres un crack (hablamos de blanco…siempre en blanco…con los tramposos ni cuento). Pues resulta que dichos tramos se distribuyen asi:

Son IRPF’s totales.
Los que trabajáis por cuenta ajena tenéis que sumar la retención en vuestras nóminas (lo pagan vuestras empresas)
y lo que le pagais a hacienda cada año (lo que falte hasta el % de vuestro tramo).

 

Si ganas menos de 5050 euros, no tienes que pagar IRPF (que nadie lo confunda con la obligación de presentar declaración para las rentas superiores a 18.000nosecuantos euros).

Si ganas entre 5050 y 33.007,20 euros al año, pagarás un 24% o un 28%. Pero si empiezas a “montarte en el euro”, el siguiente tramo se te incremente en un 9% y el siguiente a este en un 6% en tan solo 20.000 euros de diferencia salarial. Por tanto, si consigues llegar a los 53.000 euros, estarás pagando en impuestos casi la mitad de tu sueldo. En cambio de ahi “parriba”, los incrementos sólo son del 1% de diferencia (no hablemos hoy de las grandes fortunas extranjeras, que solo pagan el 2% o el 3%)

Se presupone que esta norma es así­ porque hay más personas entre 33.007€ y 120.000 € brutos al año que en el resto de franjas (yo no me lo creo, pero bueno…papá estado dixit). De ahí­ para arriba, se supone que los asquerosamente ricos, pagando solo un 1% más y siendo menos gente, ya pagarán un buen pico (casi medio millon de € al año por cada millon que ganen), lo que hará que lo paguen “más agusto” porque aún siguen siendo asquerosamente ricos .

Quiero pedir un aumento de sueldo, ¿me merece la pena?

Pues depende. Pongamos que, a poco que tengas estudios, te hayas sabido mover y seas un buen trabajador al que valoran (puede que muchos supuestos juntos…), cobras unos 30.000 brutos al año. Estarás sacando unos 21.000 euros netos al año (despues de pagar impuestos), lo que hacen unos 1500 euros al mes en tu cuenta (presupongamos 14 pagas, lo más habitual). Si te ofrecen cobrar 4000 euros más al año, más que un favor te estarán haciendo una putada, porque pasarás de lo más alto de un tramo, a lo más bajo del siguiente, y pagarás un 9% más de IRPF:

Bueeeno. Gano 10 euros menos al mes, 180 menos al año, pero a cambio me ascienden y hago carrera. Con el siguiente ascenso mejorará la cosa (eres un iluso, pero eres feliz…pase).

Pasan los años, te haces jefecillo, cambias de empresa 3 veces, te suben el sueldo unas cuantas de bastantes veces, y llegas a lo más alto del tramo del 37%:

La cosa no pinta mal, ¿eh?. Ganas 11.000 euros netos más al año, reflejado en casi 1000 € más al mes. Ahora, si pasas de 52.000 a 54.000 euros brutos al año en el siguiente salto, mira lo que te ocurrirá:

Osti Pachi, ¿que ha pasado aqui tron? Resulta que ganas 2000€ brutos más al año, cobras casi 200 € menos al mes y pierdes 1900 € al año. ¿No se supone que te habí­an subido el sueldo?

Una putada vamos. Dan ganas de quedarse en currito de tres al cuarto, que serás pobre, pero a las 6 cuando termina tu jornada laboral, te vas a tu casa olvidandote de todo (asumiento que alguien que llega a trabajar por cuenta ajena, no cobra 54000 euros sin aceptar serias responsabilidades)

La tabla con todas las comparaciones de tramos

Pero, ¿En que afecta esto a los autónomo y empresarios?

Ahora bien, como hemos dicho, esto nos afecta a todos. A la administración le da igual de donde venga el dinero. Si entra en tu banco, o pagas, o has pagado, pero rindes cuentas.

Voy a tratar a empresarios y autónomos como entidades similares, ya que al final a ambos les cobran los mismos impuestos por lo obtenido con su actividad (el 30% de impuesto de sociedades). Esto quiere decir que si todos los ingresos de un autonomo/empresario vienen de sus facturas, sólo pagará un 30%, pero si tiene otras fuentes como alquileres, inversiones, acciones, etc, lo obtenido por esas vias se sumará al total bruto anual, pero se le aplicarán los impuestos de los tramos a la parte proporcional del total (un lio, lo se). Lo bueno, que si eres autonomo y ganas 30.000 € brutos al año, pagas el 30% y si ganas 200.000 al año, pagas el 30%. Lo malo, que si sacas unos excasí­simos 20.000  €, también pagas el 30%, que es más de lo que pagarias trabajando por cuenta ajena y cobrando lo mismo.

Aunque resulte obvio también, voy a diferenciar claramente entre facturación y beneficio. La facturación es el total que se maneja a lo largo de un año fiscal, pero los beneficios son lo que queda después de pagar materiales, nóminas, impuestos, etc. Los autónomos, una vez que deducen gastos, se quedan todos los beneficios. Los empresarios en cambio, una vez que han descontado gastos, de lo que queda dividen beneficios entre sus accionistas/inversores (por suerte, los créditos bancarios se consideran gastos tanto para autónomos como empresas, pero esa es una jugarreta muy bien planeada por los bancos de la que hablaremos otro dia).

Supongamos una facturación anual de los famosos 150.000€ al año que tanta polemica han generado. Con mucha, mucha, muchisima suerte, y siendo optimistas hasta la ingenuidad, presupongamos también que los gastos suponen un 70% de la facturación (lo normal es oscilar entre el 80% y el 90%, en el mejor de los casos al llegar al periodo de estabilidad tras el emprendimiento). Nos quedarán unos 45.000 € de benficios sobre los que tendremos que pagar un 30% de impuesto de sociedades, antes de declararlo como beneficios.

Si eres autónomo hasta aquí­ llegarás. Según mi experiencia, habrás trabajado como una manada de mulas para facturar 150.000 euros al año, para llevarte a tu casa menos de 30.000 € al año.

Si eres empresario, tienes dos posibilidades: ser empresario-inversor o ser empresario-trabajador. En el primer caso, todos tus ingresos llegarí­an según los beneficios que generasen tus acciones en la empresa (supongamos para el ejemplo que posees el 100% de tu empresa). Si eres empresario-trabajador supongamos que tienes una nómina por tu trabajo diario en tu empresa, y luego de lo que queda te llevas un premio a fin de año en concepto de acciones (mentira, porque en España no puedes ponerte nómina propia, y además si eres el único trabajador de tu propia empresa estarás obligado a ser autónomo para ser el administrador de la sociedad…pero de esto no tengo datos concretos ni referencias. Lo omitiré para el ejemplo).

Como empresario-accionista deducirás gastos, pagarás el 30% de lo que quede como beneficios, y sobre lo que ingreses en el banco te cobrarán el IRPF del tramo al que corresponda el montante (si os habiais liado, aqui vais a ver fosforescentes ya):

!!La madre que me parió!!! Quien me mandarí­a meterme a empresario. Si cobro aún menos que un autónomo!!!

Si y no. Emprender conlleva unos riesgos bastante altos. Para empezar, lo más probable es que tengas que pedir más de un préstamo para poder empezar a ejercer. Si te va mal y no puedes pagar, como autónomo afrontas las deudas con tu capital personal (tu casa o tu coche, por ejemplo). Si en cambio montas una empresa, las deudas se pagan con lo que tenga la empresa como activos (coches, oficinas, etc) y luego se hace responsable a los accionistas con, como máximo, el porcentaje de su participación en el capital social de la entidad (que españa es un mí­nimo de 3000 euros para las S.L.). Aquí­ que cada cual evalúe sus pros y sus contras.

Como empresario-trabajador te pones una nómina equivalente (repito, que este pais es una fórmula difí­cil de conseguir legalmente sin declararse, además, autónomo), y así­ el pago de tu sueldo queda como gasto y aunque queden menos beneficios a final de año, tu cobras para llenar la nevera:

Parece que merece un poquito más la pena, ¿no? (mentira, como digo, este último ejemplo es “un poco mentira”, porque estarí­as obligado a, además, ser autónomo, pero bueno). Estas facturando 150.000 € al año, y llevandote a casa casi 25.000 euros (unos 2000 € netos al mes, en 12 mensualidades) por trabajar de sol a sol arriesgandote a montar una empresa. A cambio de eso, aportas a la sociedad que estás moviendo unos 120.000 euros en el mercado (lo que implica que de ellos, aproximadamente un 18% se lo has pagado además al estado en IVA. Unos 18.000 euros más). Un esfuerzo más que considerable para, encima de haberte salido de trabajador por cuenta ajena, cobrar lo mismo o mucho menos (yo me salí­, y aún no he conseguido cobrar ni la mitad de lo que cobraba trabajando para otros). Y todo eso suponiendo que te vaya bien, tus clientes te requieran (y te paguen) y consigas facturar 150.000 euros al año (juas…pues no tengo que soñar yo aún  para llegar a eso).

Ahora dime, ¿de que psiquiatrico te escapaste para hacerte autónomo o emprendedor? xD

 

 

Corrección 10:45: Me dicen en los comentarios que una empresa de “estas dimensiones”, es decir, minúscula, el tipo de impuesto de sociedades no es del 30% sino del 25%, dato que desconocí­a. Os dejo las tres tablitas de arriba corregidas en consecuencia, aunque tampoco cambia mucho la cosa.

 

 

Hasta los patos emigran…pero nosotros no aprendemos.

by Skiter on 13 septiembre, 2011

Ya se sabe que IEscolar me cae gordo. Quizás fuese eso lo que me llevó a discutir el otro dia con una amiga que enlazó su artí­culo con carta hablando sobre el fraude fiscal de autónomos y microempresarios. Al final entendí­ que ella lo único que queria era hablar de la inmoralidad de defraudar, cuando yo me enervé por la injusta crí­tica (haberlos “habráilos”, aunque yo no conozco ningún autónomo que pase de mileurista como yo…y mucho menos que superen los 150.000 € anuales).

Hoy he descubierto un fabuloso artí­culo de Remo en El Blog Salmon hablando sobre los holdings internacionales y la “evasión” de impuestos (de los que se pagan en España) mediante la formación de este tipo de sociedades que declaran una mí­nima cantidad de su facturación como beneficios en España, y el resto se lo reparten entre el resto de empresas del holding, accionistas de la filial española, y afincadas en paises donde los impuestos son mucho menos altos. Y es perfectamente legal.

Muchos se han tomado el artí­culo como a un ataque directo al diario Público y al señor Escolar (solo por eso, el autor ya me cae bien :D), pero creo que en realidad el trasfondo era el mismo que el de mi amiga: criticar la inmoralidad e hipocresí­a en este pais.

A pesar de todo, y en cierta medida, comprendo al diario Público y al resto de sociedades que realizan este tipo de prácticas. En España se paga un 30% de los beneficios netos en impuesto de sociedades, lo cual es un buen pico para el paí­s cuando se le cobra a las grandes empresas y corporaciones, pero una gran putada cuando se es un “micro”empresario o se intenta emprender. Pero, vaya por dios, con la fuga de capitales de los holdings extranjeros, el buen pico se queda en menos pato. Lo mismo es porque un 30% es un poco excesivo, ¿no? Habria que ver que es más inmoral, si pagar fuera o cobrar así­ dentro.

Porque hasta los patos emigran cuando hace frio, y las empresas funcionan igual. Y mientras tanto, nosotros como pais no aprendemos, y en vez de rebajar los impuestos a las empresas, no para que paguen menos los ricos, sino para que haya más que paguen y hagan el resultado final más jugoso, hacemos todo lo contrario: subir impuestos generales, aumentar el iva, etc… El invierno empresarial para nuestras arcas charcas

Y eso, a nivel de empresa. Porque a las personas fí­sicas también nos cobran una buena, con la excusa de reducir las diferencias entre ricos y pobres (esto me lo han dicho mucho últimamente), lo cual es muy noble,  pero tremendamente injusto. Pero de eso hablaré otro dia, porque me puedo limar los dedos contra las teclas escribiendo sobre el tema.

En fin, ahora que llegan las elecciones, sigamos votando igual, e igual nos irá.

Juan Roig, el dueño de Mercadona

by Skiter on 5 agosto, 2011

Me ha llegado esto por mail. Alentador, por la demostración que representa de que se pueden hacer las cosas bien, sin rebajarse ante el sistema ni sucumbir a él.

 

Juan Roig, el dueño de Mercadona

El presidente y dueño de Mercadona es quizá ya la segunda fortuna de España con un patrimonio de más de 5.000 millones. Con una alergia a la Bolsa que serí­a incomprensible en Wall Street, aumenta un 47% los beneficios y crea empleo marcando distancias con el poder.
Cualquier analista de JP Morgan, Bank of America o Deutsche Bank, habrí­a asistido estupefacto el pasado jueves a la presentación de resultados que hizo el presidente y dueño de Mercadona, Juan Roig. Tuvo lugar, un año más, en una nave de la panificadora que posee en el polí­gono industrial valenciano de Puzol sin ningún glamour. Roig, quinta mayor fortuna de España según Forbes, compareció rodedado de inquietos directivos ante un mostrador
con tomates y alcachofas y apoyándose en un bolí­grafo bic.
Distribuyó una memoria anual sin incluir la, por otra parte parece que impoluta, auditorí­a externa de Deloitte; y rechazó tener miembros independientes en su consejo de administración. «Como decí­a mi padre, sólo te pueden dar buenos consejos los que se juegan dinero en ello», zanjó el magnate valenciano.
Aseguró que en cuanto estalló la crisis en 2008 decidió renunciar a la mitad de los beneficios y explicó que su polí­tica actual de dividendos es no repartir más del 14% de las ganancias, porque «hay que reinvertir». Y de esos dividendos, el austero Roig se gasta su parte en fichajes para su equipo de baloncesto. Salir a Bolsa le da alergia y no necesita a la banca.
Al contrario, maneja 1.800 millones en tesorerí­a golosos de gestionar hasta para Emilio Botí­n. Es una empresa insólita para un analista tradicional de Wall Street, pero muy estimulante para cualquier profesor de Harvard.
Roig representa una rara avis en el deprimente panorama nacional. El jueves anunció que Mercadona aumentó un 6% sus ventas hasta llegar a 16.485 millones y que ganó un 47% más hasta alcanzar 398 millones. Eso tras pagar 165 en impuestos y repartir 210 entre los trabajadores por haber alcanzado objetivos.
Los 62.000 empleados que tení­a Mercadona en 2009 han pasado a ser 1.500 más en el año del paro en España. Eso sin contar los empleos que genera entre las muy exigidas 9.200 pequeñas y medianas empresas que le abastecen de productos. El 80% del capital que posee en Mercadona vale al menos 5.000 millones aunque hay bancos que lo valoran en más del doble.
Mercadona crece sin salir del triste mercado nacional y sin favores del poder. Fue la única de los 37 grandes empresas invitadas por Zapatero el pasado noviembre que no asistió en un gesto que no gustó nada en Moncloa.
Roig fue de los empresarios más crí­ticos con la gestión del lí­der socialista en las reuniones de alto nivel para elaborar el informe que coordinó Eduardo Serra en la Fundación Everis. El jefe de Mercadona irá a Moncloa, si se le convence de que no es para una foto.
Tampoco se entrega al PP. «Lo peor de la crisis está por llegar» y «2011 tiene una cosa buena, que será mejor que 2012», dijo el jueves. Dos frases que no han gustado en la calle Génova. «Este tipo de mensajes no facilitan el cambio que se va a producir con el nuevo Gobierno», afirma un próximo a Rajoy. Pero para el jefe de Mercadona no es un tema polí­tico: «La crisis no acabará hasta que el nivel de productividad del paí­s corresponda al nivel de
vida del paí­s y eso sólo pasa por recuperar entre todos la cultura del
esfuerzo», sostiene.
Otro rasgo de su autonomí­a es que el pasado septiembre, el presidente de la Generalitat, Francisco Camps, invitó a los principales empresarios de la región a una reunión sin corbata para subrayar que era informal y cordial.
í‰l marcó distancias y la lució.
No vive del Estado. Los 800.000 euros de subvenciones que recibió en 2010 representan el 0,04% de sus ingresos. La clave para crecer, según Roig, es «no amuermarse» e innovar. Puso de ejemplo «la genialidad» de Francisco Gil Comes, proveedor de Castellón que ha logrado que las anchoas ya no vayan envasadas en cara hojalata, sino en plástico. «Sin descuidar calidad ni seguridad alimentaria, hemos podido bajar el precio de cada lata en 25 céntimos. Subimos ventas y ahorramos tres millones de euros al año».
Mercadona mantiene su polémica decisión eliminar marcas consagradas de las estanterí­as y sustituirlas por Hacendado y otros productos propios más baratos. El presidente de los empresarios valencianos, José Vicente González, es de los que suele bromear con Roig sobre que no encuentra sus marcas preferidas. Y éste le manda a las zonas gourmet de El Corte Inglés, alegando que sus clientes son los que quieren abaratar compras «sin perder calidad».
Roig dice que es hora de tomar «decisiones impopulares y molestas» por el bien de la empresa. Hasta siete veces repitió esta frase que es la que usó Rubalcaba para justificar la prohibición de circular a más de 110. El dueño de Mercadona, convencido de que la sociedad civil debe implicarse en el paí­s, reclamó así­ reformas serias al Gobierno con la ironí­a de usar las propias palabras del vicepresidente. También hizo suya una frase que pronunció en privado Felipe González ante empresarios valencianos el pasado 21 de enero: «Hay que hacer las malditas reformas necesarias».
¿Y el futuro de Mercadona? Roig está en plena forma a sus 61 años y para su sucesión no cree en dinastí­as, sino en méritos. Su primogénita Hortensia se sentó con naturalidad el jueves en un discreto extremo de la tercera fila y ella misma dirige la escuela de negocios de la Fundación EDEM que fomenta el esfuerzo como valor clave.


La especialización es para los insectos

by Skiter on 29 julio, 2011

A raiz de un hilo de correo con amiguetes del gremio, me han pasado una cita de un autor que desconocí­a, pero que está a la altura de Isaac Asimov o Arthur C. Clarke. Y me encanta!!! :D

Un ser humano deberí­a ser capaz de cambiar un pañal, planear una invasión, destripar un cerdo, comandar un barco, diseñar un edificio, escribir un soneto, hacer un balance de cuentas, levantar una pared, fijar un hueso, consolar a los moribundos, tomar pedidos, dar órdenes, cooperar, actuar solo, resolver ecuaciones, analizar un nuevo problema, amontonar estiercol, programar una computadora, cocinar una comida sabrosa, luchar con eficiencia, morir con gallardí­a. La especialización es para los insectos.

– Robert A. Heinlein

A %d blogueros les gusta esto: