Skitergia

Parametrizando el mundo



Tras la estela de Miquel Silvestre

by Skiter on 11 agosto, 2012

Ya os he hablado de Miquel Silvestre en el ultimo CreativeDienstags&Co, donde era uno de los protagonistas de la foto de Domingo Ortego. Es un tio que está haciendo historia (que se la está haciendo. Recorriendosela. Literalmente vamos), y gracias a las redes sociales, nos está llev ando con él a los milypiconosecuantos seguidores de su Faebook, youtube, su blog, etc…

 

En alguna pista perdida (Foto: Domingo Ortego)

 

Seguidores . Primera palabra importante del post. Porque, ¿por qué seguimos a Miquel? Cada uno tendrá sus razones. A mi sencillamente me gustan sus videos y sus relatos, y con ellos consigo soñar un poquito mientras no me puedo permitir rodar por ahi fuera. Pero, ¿y a los demás? ¿¿Que lleva a la gente a comentar en su muro de Facebook, a darle al like a todo lo que dice, a no perderse un detalle e intentar ver y leer todo lo que escribe o publica?? Obviamente, como yo habrá muchos, la mayoria.

Pienso que la cosa se ha ido un poco de madre con la muerte de un amigo de Miquel, motero tambien (que por respeto, ni lo menciono, porque no me corresponde). Los que vamos en moto siempre lamentamos oir estas noticias. Miquel, y todos aquellos que lo conocian bien y lo apreciaban, tienen pleno derecho a hacer, decir y organizar lo que quieran para rendirle honores. Pero, ¿y el resto? Porque de todos los que le dan al “I Like”, y los que comentan en los post de Miquel, sopecho que no todoso conocerí­an de antes al homenajeado. Ni siquiera cu ando hacia las pegatinas de Miquel se habrian fijado, seguramente. Pero ahora todos se vuelcan, todos le rememoran, todos se aunan…porque Miquel lo dice y lo difunde (él si. Era su amigo, es lógico). Pero eso, aún dentro de estas relacciones artificiales, de estas amistades electrónicas, me parece una falta de respeto por parte de todo aquel que no le corresponda.

 

Homeaje ando a sus amigos (Foto: Miquel Silvestre)

 

Recuerdo el post que el mismo Miquel escribia, habl ando de m andar a la mierda todos los patrocinios. De dejar de vivir su aventura personal como un vendedor de la teletienda y volver a sus origenes. Sobre todo personalmente, no de cara a la galeria “facebookiana”. Y me pareció muy bien, aunque pudiera suponer dejar de saber de el. Porque “esto del internes” puede llegar a absorverle a uno. Como una droga.

Y confieso que he estado muy cerca de ser una victima mas. Incluso probablemente me haya llegado a intoxicar en algun momento. Porque reconozco que cu ando Miquel terminó su REO (Ruta de los Exploradores Olvidados), y dijo que iba a m andar a todos a la mierda (a los patrocinadores) y a publicar el mismo, intenté asaltarle cual vampiro al cuello para ver si querria publicar con nosotros. Necesitaba que el í­dolo quisiera trabajar conmigo, para beneficiarme empresarialmente de de su tirón, para poder “vender” que el gran Miquel Silvestre tenia un libro en nuestro catálogo. Me pasó lo mismo con Fabian C.Barrio antes (¿en plena intoxicacion? puede ser) y casi me ocurre con Gonzalo Posada tras terminar el Realiza Tu Aventura.

Extracto de su resolución tras la REO

 

Es casualidad, predestinacion o predisposicion que justo estemos poniendo en marcha un proyecto relaccionado con las rutas, excursiones y otros esperpentos. Nada que ver con lo que hacen Miquel, Fabian y compañia. O puede que quizas si algo. El tiempo dirá. Pero en cualquier caso, eso no justifica el asalto (segunda palabra importante del post). Porque además, asaltar a alguien tiene que merecer la pena, al menos para una de las dos partes, si no mejor para ambas, y no estoy seguro de que esto pudiera ocurrir con ellos. Al menos por ahora. No porque los libros de Miquel, Fabian, o el resto sean mejores o peores, que aún no lo se porque no me los he podido leer (estoy espr ando con ansia que me llegue mi Europa LowCost, sacar un rato para ir a buscar Un Millon de piedras, o que llegue ya Septiembre para recibir el Sali a Dar una Vuelta), sino mas bien porque no estoy seguro de que los procesos de promoción editorial habituales (notas de prensa, presentaciones, eventos, etc…) vayan muy con nuestro estilo. Y esta aventura de emprender se trataba justo de ser nosotros mismos, con nuestras reglas y nuestra forma de hacer las cosas, sin ceñirnos a las normas preestablecidas “ahi fuera”.

Obviamente, no les cierro las puertas. Si ellos quieren que se acerquen a preguntar, y si nuestra linea y objetivos les convencen y los creen comunes, veremos que podemos hacer juntos. Pero creo que es importante apelar a la sensatez (tercera palabra importante) y bajarse un poco del carro de las groupies tras el rockero (el que toque). Aunque hacerlo sea, un poco paradógicamente, seguir el propio ejemplo de Miquel al terminar su REO.

 

Volvamos a los orí­genes (Foto: Skiter)

Nota: supongo que esto, para hacer publicidad, deberia haber ido en el blog de la empresa. Pero no me da la gana.

A %d blogueros les gusta esto: