Skitergia

Parametrizando el mundo



No invadamos nuestro propio pais

by Skiter on 10 agosto, 2011

Acabo de venir del cine, donde he oí­do una frase muy interesante:

A la gente se le olvida que lo primero que invadieron los Nazis,
fue su propio pais.

Dr. Abraham Erskine ( Stanley Tucci)

Porque, y que no se nos olvide, al señor Adolf Hitler le eligieron democráticamente, cu ando Alemania estaba en un estado de frustración y presión económica superior a lo que cualquier población está dispuesta a soportar. Y con esa rabia y frustración fueron a las urnas y eligieron mal (me consta, por alguna conversaciones de plaza y palomas que he tenido con algún superviviente alemán de aquella guerra que sobrevino).

En la página de mi asamblea de barrio he colgado hoy lo siguiente:

Me han criticado bastante, y me han llamado demagogo. El adjunto era la captura de pantalla de un comentario en el grupo de EstoSoloLoArreglamosSinEllos en el que, en mi opinión, utilizaban un lenguaje un poco peligroso, ya que podrí­a llegar a incitar a la violencia:

Una de las personas que ha comentado en facebook me ha pasado este estupendo enlace al blog de Gemma Galdón en el diario Público donde explican las razones, iniciales al menos, para las revueltas de Londres (mira que le tengo maní­a a Público, y sobre todo al subgrupo de iEscolar y demás calañas a su alrededor, pero hay que ser justos con quien se lo merece). íšltimamente no he podido estar atento a las noticias y desconocí­a que todo empezó por el asesinato de un joven en un barrio marginal de Londres, y las posteriores “oscuridades” y tramas que ha habido después, muy en la linea de la historia del paí­s Bretón. El resto después, ya ha sido v andalismo y pillaje puro y duro, que encima no ha hecho más que quemar las casas de vecinos de ese mismo barrio (pobres también), y desvalijar los negocios de los comerciantes locales.

Hasta aquí­ vale, tratándose de barrios pobres de por si ya aplastados por la crisis, y sumándole las dudosamente limpias actuaciones policiales, podrí­amos comprender el por qué de las revueltas. Una mecha en un polvorí­n.

Polvorí­n como el que tenemos en españa??? Pues no señores y señoras . Aquí­ las cosas están mucho mejor. Al menos en lo que a los que nos llamamos miembros del 15M es. Estamos manteniendo la calma e intent ando hacer las cosas bien (a ver ahora si somos capaces de demostrarlo en las urnas el 20N).

El problema es que hay un sector muy gr ande, con reputación y amplio reconocimiento ya en las redes sociales que se está dedic ando a retransmitir poco a poco pequeñas perlitas que aumentan la tensión y m andan mensajes coléricos e histéricos, que a poco que cuatro gatos y dos fanáticos les den bombo, pueden ser los pequeños detonantes de procesos y cadenas de acciones de las que luego podrí­amos arrepentirnos. Y eso no va sólo por grupos tachados (o tachables) más de izquierdas que otra cosa. También para todos esos de derechas que adoptan las mismas posturas radicalistas, ofensivas y agresivas. Va para todos!!!

Obviamente, no estoy diciendo que nos vaya a salir aquí­ un nuevo Hitler, pero si que debemos tener cuidado, porque estamos plant ando las bases de un futuro mejor. Hay que hacer las cosas bien. Cambiar el sistema desde dentro. Respetar las leyes, y las que no funcionan, cambiarlas. Es un trabajo a largo plazo. Lento, tedioso, y complicado, pero posible siempre y cu ando no utilicemos cualquier medio para justificar nuestros fines. Perderí­amos entonces  la legitimidad que nos da el llevar razón , porque otros podrán utilizar las mismas técnicas para imponernos sus ideas, como han hecho “ellos” hasta ahora con su “violencia para que no lleguemos a fin de mes“.

Violencia es Londres y no el #15M

(como dice DiDi en su fabuloso artí­culo de esta tarde)

A %d blogueros les gusta esto: